Mientras me termino la merienda y me preparo para atacar el final de un relato nuevo, me paso por aquí para daros las gracias. Esta última semana, y gracias al proyecto del Cuaderno Viajero, ¡las visitas a mi blog han subido como la espuma! Y, aunque de momento tengo 28 seguidores en WordPress, para mi sois los mejores seguidores del mundo. ¡Y los que me leéis sin estar registrados, también! ♥

estadisticas
Hasta WordPress me felicita

Quizás penséis que no es mucho, pero para mi es un mundo 🙂

Pero no he venido a hablar de eso, sino del relato que estoy terminando de corregir para La Isla del Escritor, una antología de relatos que donará todos sus beneficios a El libro del Escritor, también conocido como ELDE. Si no sabéis de qué os hablo, se trata de una plataforma para escritores que está enfrascada en un proyecto interactivo: una red social para escritores, donde podamos practicar y mejorar nuestro arte aprendiendo a través de la gamificación (algo que ellos explican estupendamente en su página)ELDE pretende ser un lugar de referencia para escritores, ofreciendo cursos, correcciones, actividades y apoyo para todos.

elde

Para financiar su red social han hecho varias cosas (como un crowdfunding que les salió requetebien y al que estoy orgullosa de haber contribuido), y la antología es uno más de sus proyectos. La verdad, estuve encantada cuando se pusieron en contacto conmigo para que participara con un relato de fantasía en el que estoy enfrascada ahora mismo. Desgraciadamente, no os puedo mostrar nada, ¡pero lo leeréis cuando se publique!

De hecho, os dejo ya, que tengo que terminar la corrección 😉 ¡Visitad El Libro del Escritor!

Anuncios